Mundo

Jimmy Morales arremete contra la ONU en Asamblea General

Morales expresó en el tono más enérgico su malestar con la actuación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala

Por  AP

Jimmy Morales arremete contra la ONU en Asamblea General(AP)

Jimmy Morales arremete contra la ONU en Asamblea General | AP

Naciones Unidas.- Estructura criminal. Baja Moral. Ambición de poder. Actos detestables. Estos son algunos de los calificativos que usó el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, el miércoles al condenar el desempeño de algunas agencias de las Naciones Unidas en el mismo seno del organismo, la Asamblea General.

Morales expresó en el tono más enérgico su malestar con la actuación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), cuyo mandato suspendió hace unas semanas, y también contra el ofrecimiento de la Oficina del Alto Comisionado para Derechos Humanos de la ONU de realizar una investigación, lo que el gobierno guatemalteco describió como un acto terrorista. El mandatario responsabilizó incluso a la CICIG por la muerte de varias personas y exigió a la ONU una rendición de cuentas.

La CICIG funcionó 12 años, durante los cuales desmanteló 70 estructuras del crimen y llevó a juicio a más de 400 empresarios, jueces, funcionarios y particulares por corrupción. La comisión solicitó también retirar la inmunidad al mismo Morales para poder investigarlo por financiamiento ilegal del partido que lo llevó al poder en 2015, pero fue protegido por sus aliados en el Congreso.

Morales sostuvo que el último titular del CICIG, Iván Velásquez, convirtió ese cuerpo en “una herramienta de persecución selectiva y acoso político”, que “irrespetó el principio de presunción de inocencia, derecho de legítima defensa y garantía judicial de dicho proceso”.

Agregó que “han muerto muchas personas a causa de CICIG... por el abuso de la prisión preventiva”. Sin embargo, es el organismo judicial y jueces los que ordenan la prisión de los acusados.

Velásquez, dijo Morales, “polarizó la sociedad guatemalteca a través de la CICIG”. Esa comisión, indicó, “vulneró los principios de soberanía nacional, no respetó las leyes de nuestro país, socavó la autonomía institucional, puso en riesgo la paz social y desafió la gobernabilidad de la nación... Lo que hizo fue convertir a la CICIG en una estructura criminal que cooptó la justicia guatemalteca”.

“Lo hizo bajo la máscara de la lucha contra la corrupción y la impunidad, que le brindó el discurso perfecto para politizar la justicia y judicializar la política”, sostuvo el mandatario, que tiene un hijo y un hermano que fueron investigados, y absueltos, a pesar de haber confesado los hechos, durante la gestión de la CICIG.

Jimmy Morales. Fuente: AP

El Congreso guatemalteco creó el martes una comisión para investigar el trabajo de la CICIG. Su objetivo, según Velásquez, sería no sólo revisar el trabajo que llevó a cabo esa comisión, sino criminalizar a la Fiscalía Especial Contra la Impunidad, que trabajó e investigó junto a ellos la corrupción en el país y actualmente sigue activa.

Casi una cuarta parte de los diputados en funciones fueron investigados, procesados y llevados a los tribunales por actos de corrupción por la CICIG.

Morales pidió a la ONU una “investigación a fondo” de lo actuado por la CICIG y que rinda un detallado informe “del uso de los recursos ejecutados y no ejecutados”. La Comisión funcionó sin el aporte monetario de Guatemala, sólo con el apoyo de la comunidad internacional.

El presidente, por otra parte, dijo que el ofrecimiento de ayudar en una investigación independiente que hizo la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos de la reciente matanza de tres soldados constituía “otro ejemplo de los abusos que agencias de Naciones Unidas cometen en Guatemala”.

El gobierno de Morales afirmó que esa investigación era competencia de las autoridades locales.

Morales finalizará su mandato de cuatro años el 14 de enero de 2020. Según dos encuestas formuladas entre julio y agosto pasado, el 72 % de la población aprobaba lo hecho por CICIG en el país, frente a un 76 % que desaprobaba el gobierno de Morales.